El desarrollo económico y empresarial, irremisiblemente unido a la evolución tecnológica

El desarrollo económico y empresarial, irremisiblemente unido a la evolución tecnológica

Fuente: Revista La Guía de Internet

“La evolución tecnológica acontecida a lo largo de la última década ha supuesto para muchos la Revolución Industrial del S.XX”

Faustino Jiménez
acens.com Continue reading Sigue leyendo

Probablemente las empresas que nos dedicamos a implementar la tecnología, en sus distintas formas, dentro de otras empresas, seamos las que percibamos esta evolución de un modo más contundente. Pero, independientemente de esto, todas las empresas, sean del tamaño y sector que sean, han introducido las tecnologías de la información de una forma esencial en sus procesos de producción, control y, fundamentalmente, en sus comunicaciones.

La presencia de las TIC (Tecnologías de la información) en el mundo empresarial constituye una realidad en constante crecimiento, plenamente vinculada al progreso. La comunicación ha constituido, desde tiempos inmemoriales, una de las bases fundamentales del desarrollo humano, si esa comunicación se produce por distintas vías, cada vez más rápidas, más seguras y accesibles, el desarrollo no solo continúa sino que crece exponencialmente.

Esta evolución, acelerada y constante, ha influido de forma determinante en la realidad y el concepto económico.

Esa es la apasionante realidad que nos toca vivir, la nueva forma de hacer empresa que supone la incorporación de las TIC a nuestro trabajo diario e implica un reto lleno de oportunidades. Una forma de trabajar reservada, en el pasado, sólo a las empresas más grandes es ahora, no sólo posible sino, imprescindible, para mantener la competitividad de todas las empresas. Si sabemos asumir el reto las posibilidades son infinitas, ahora bien, en caso de no hacerlo, el riesgo es de igual tamaño.

La evolución tecnológica pasa en estos momentos por dos rasgos eminentemente prácticos: la comunicación segura y la comunicación móvil. Los conceptos de seguridad y movilidad, unidos a la tecnología, hace tiempo que están aquí y la madurez que experimentan, mes a mes, posibilita continuos avances al servicio de todas las empresas. Prueba de ello es el hecho de que existe una demanda natural, cuyos costes, cada vez más asequibles, posibilitan una generalización en su uso que no ha hecho más que empezar.

Un buen ejemplo de ello es la posibilidad de disponer de una solución de correo, avanzada, facultada para aumentar la productividad en entornos de colaboración con alta movilidad. Es el acceso móvil, remoto y de escritorio al correo electrónico con avanzada seguridad y privacidad, con un pequeño coste de propiedad, la máxima confiabilidad y un elevadísimo rendimiento. Integra funcionalidad de correo avanzado, gestión de contactos, agenda, tareas y notas de serie. Puede adaptarse a los requisitos de un único usuario, una organización o una aplicación tercera a integrar. Permite compartir toda la información, objetos y documentos entre usuarios de forma segura y controlada, al ofrecer un esquema de permisos para usuarios y grupos.

La integración de esta herramienta, dentro de las empresas, se percibe como algo innato al crecimiento de las mismas, ya sea, dependiendo del modelo, para el 100% de los empleados, o para un importante grupo de ellos como son los equipos comerciales.

La movilidad, esta movilidad segura, acaba de iniciar una andadura que en pocos años nos permitirá vivir, de un modo natural, una forma de trabajar e incluso de divertirnos, que hace muy poco era objeto de películas futuristas. La más importante evolución tecnológica esta por llegar.

Descargar este artículo en formato PDF (56Kb)